De cada diez alumnos, ocho escogen la clase de Religión Católica en la provincia de Albacete

29 de Abril de 2018

Es momento de matricularse para el próximo curso y es importante conocer que apuntarse a Religión en el colegio o instituto ayuda y es bueno para los alumnos. Hoy tomamos el pulso a la clase de Religión y lo hacemos con el director del Secretariado Diocesano de Enseñanza, Ramón Sánchez Calero.

¿Por qué elegir la clase de Religión Católica?

Se podrían enumerar muchas razones. Voy a decir únicamente una. Observamos que en la sociedad existe una búsqueda de espiritualidad y, de ahí, que surjan distintas experiencias de ella según la sensibilidad de cada uno. Ha decaído un poco la práctica religiosa pero ha crecido la sed de religión. El cristianismo, de por sí, ya ofrece una espiritualidad que llena el corazón y contribuye a mejorar el mundo. De ahí que, en los procesos educativos, el estado deba ofrecer las herramientas necesarias para que el niño y el adolescente, libremente, encuentren lo que su corazón anhela. Estoy convencido de que la religión católica ofrece lo que el espíritu busca y anhela. El estado democrático, respetuoso con los derechos humanos, ha de ayudar a que, en los procesos educativos, se encuentre presente esta dimensión interior de la persona.

En el momento presente ¿cómo está siendo la elección de la clase de Religión?

Los datos de que disponemos, ahora mismo, son los del presente curso 2017-18. Son unos datos muy positivos. El cómputo general entre todos los niveles de la enseñanza obligatoria, en la escuela pública, y en escuela, también pública, pero con concierto: Infantil, Primaria y Secundaria llega al 81%. De cada diez alumnos, ocho escogen la clase de Religión Católica en la provincia de Albacete. En la escuela pública, de 42.091 alumnos matriculados, 32.928 piden la clase de Religión Católica; es decir, el 78%. Si a la escuela pública le sumamos los alumnos de la escuela concertada, los datos son: matriculados 51.466 alumnos. De ellos, 41.992 piden clase de religión; es decir, el 81%. Lo que supone una gran mayoría.

¿Qué importancia tiene la Religión en la escuela?

La importancia de la Religión en la escuela la podemos ver observando cómo se encuentra en el seno de la Unión Europea. De los 28 países miembros de la Unión, únicamente uno: Francia, no ofrece ningún tipo de materia religiosa aunque, trasversalmente, la han de tratar todos los profesores. De los 27 restantes: 14 ofrecen religión confesional y 13 ofrecen otras materias religiosas como asignatura. De los 27 países que ofrecen Religión, en 25 países paga el Estado a los profesores, en otros dos los pagan las confesiones religiosas: Alemania y Bulgaria. Si nuestro entorno cultural y político es así, no podemos poner la excusa de la laicidad del Estado para parecernos a países de regímenes del pasado. Los países en donde se imparte la clase de Religión en Europa también son Estados laicos.

Hay que resaltar el papel y la función del profesor de Religión Católica. Son muy aceptados en las familias por su papel integrador y respetuoso con todos, por su nivel de formación e implicación en los centros, aunque, en determinados ambientes, muy ideologizados, sufran algún menosprecio que no merecen.

Situación de la enseñanza de Religión

En España, la presencia de la Iglesia en el ámbito educativo se realiza a través de 2.600 centros educativos entre los que se cuentan casi 400 centros de educación especial que atienden a 12.000 alumnos con necesidades especiales. Otro dato importante es que en los centros católicos hay 71.000 alumnos de otros países, inmigrantes, a los que se educa para formar parte de esta sociedad en la que viven y a la que contribuirán con su trabajo.

Los alumnos que eligen la clase de Religión optan por una asignatura bien preparada, con buen profesorado, útil para conocer la sociedad en la que viven, sus tradiciones y su cultura y, por encima de todo, valiosa para desarrollarse de manera integral como personas. 

meapuntoareligion.com

La campaña Me apunto a religión nace en el momento de realizar la matrícula en los colegios e institutos para la inscripción en esta asignatura. Este año continúa la campaña con la misma marca que el año anterior, y se articula en la página web meapuntoareli­gion.com con presencia en las redes sociales de Facebook, Youtube e Instagram. Dado que el público objetivo de la campaña son adolescentes que no asisten a religión, se utiliza el lenguaje y la estética en la que se desenvuelven los adolescentes y se difunde a través de Internet (meapuntoareligion.com) y redes sociales (facebook.com/meapuntoareligion/ e instagram.com/meapuntoareligion).

Compartir